viernes, junio 28, 2019

José Ioskyn / De "Mi revolución rusa"
















Dima, hace tiempo que no te escribo
aquí en Petersburgo el universo está cerca
se habla de la fraternidad universal
de la paz universal, las palabras se ensanchan
bajo el desorden fluye la belleza
mientras el cielo se desangra
veo caer la nieve aunque todavía el invierno no empieza
si puedes venir hazlo, todavía llegan trenes
filas interminables de vagones que entran en la tierra blanca
como una jeringa
¡Cómo fluyen los trenes, cómo tiembla esta tierra!




El tren para en la aldea
una muchedumbre petrificada trata de subir
al mismo tiempo
una chica grita que no encuentra su pierna
casi no hay hombres
lo cotidiano pesa solo sobre las mujeres
antes cargaban haces de leña, ahora sacos de arpillera
una dice: los señores llegan últimos y suben primero
otra: hasta en el paraíso entran antes
las mujeres llevan la vida como pueden
la vida es una arpillera agujereada
y pese a todo se carga
el tren arranca, algunos quedan abajo
ya se ven los campos
sin sembrados
después la alfalfa, y más lejos árboles y bosques
y pájaros que se disuelven en el aire.

José Ioskyn (La Plata, Argentina, 1962)


Mi revolución rusa,
Ediciones del Dock,
Buenos Aires, 2018








Ref.:
Ediciones del Dock
Griselda García
De Sibilas y Pitias
De lo que no Aparece en las Encuestas
La Voz 
Poetas Siglo XXI

Foto: FB

No hay comentarios.:

Publicar un comentario