miércoles, julio 01, 2009

José Villa / Tigre


Astillero

El agua marrón del Tigre en la costa
los palitos de los árboles
como de mimbre flotando en la oscuridad
de algunas sombras proyectadas
sobre el agua: un astillero enciende su luz
puede vérsela todavía perdida en la tarde
que amarillea, parece un barco inmenso a medio construir
la figura que va ennegreciéndose
de un fantasma, la fortaleza
que deberíamos habitar;
el lugar donde se sueldan los barcos que irán
al río, al mar
o a la memoria: aguas negras, tensas
y flotando sobre ellas
la claridad esponjosa de unos palitos en la costa.

José Villa (Martín Coronado, Buenos Aires, 1966), "8 poemas", Camino de vacas, Gog y Magog, Buenos Aires, 2007

Foto: Eduardo Grossman, 2008

1 comentario:

  1. Preciosura total. Perdón por la subjetiva pero Villa "me puede", Irene

    ResponderEliminar