sábado, noviembre 26, 2016

La lira argentina, ¿cómo suena?, 18


Carles Tàvec

La creación poética argentina muestra brotes verdes en cualquier estación. Ninguna germinación es igual a otra, pero todas se nutren de la misma tierra, fértil en acercamientos y desencuentros, certezas e incertidumbres, sombras e iluminaciones, como huellas que se descubren en los senderos elegidos en busca del ser. Me parece que la creación poética argentina se mueve entre dos regiones: la resiliencia y la resistencia.

“Nací en el sur de Santa María de los Buenos Aires. Mi nombre es la traducción de Carlos Tábano al catalán. Ya sé que los nombres no se traducen, pero aquí hay una historia detrás que en esta ocasión carece de sentido revelar. De día me disfrazo de contador público, de noche de lector, y siempre estoy escribiendo algo, con lo cual se deduce que no sé qué soy. Edad: entre 64 y 30, según se mire el documento o el comportamiento. Hobby anterior: fumar en pipa. Hobby actual: envidiar a los que fuman en pipa.”  




No hay comentarios.:

Publicar un comentario