jueves, noviembre 24, 2016

La lira argentina, ¿cómo suena?, 12


Alicia Silva Rey

La lírica argentina actual suena o ritma a partir de la armonía de los acentos –que facilitan una rima solapada-, y de la asonancia indefinida. Sin olvidar ni las  métricas rigurosas ni las rigurosas rimas. Es una lírica que enlaza diversas poéticas en las que se entrecruzan lenguas, culturas, formatos, fuentes, otras artes, redes sociales.
Están las mixturas, la tramoya que abreva en enciclopedias realistas, lo geográfico como locación o territorio de lo ficcional.
Hay linajes de uno solo (Bustriazo Ortiz, Jorge Leónidas Escudero).
Hay poéticas –para mí, las mayores de nuestra lírica actual y son más de cinco y menos de diez- donde intervienen la yuxtaposición, la intersección, le mot just que fisura el espacio-tiempo. Y, en el orden del ritmo, un palimpsesto donde la oralidad de antiguo cuño abre su delta intratextual.
Cada autor + sus afluentes de lecturas y lectores constituiría una micropoética. Un conjunto de autores reunidos en el parecido lector (ideológico) establecería una suerte de micropolítica. Si cada  micropoética puede definirse como un quehacer que alcanza su ápice en la producción de obras estéticas, el paradigma estético sería lo que cae por fuera de esa producción poética (Guattari).Por eso nos resulta bien difícil visualizarlo: las obras, nos impacten o no, van por fuera del paradigma, que se está gestando o nunca será alcanzado. Pero es una micropolítica existencial aquello que va siendo modelado por las distintas perspectivas estéticas.
Dejo fuera de este panorama los epigonismos acríticos, la reiteración aguachenta, la retórica vacua, los calcos, las parodias de parodias, los versos tan puros que destacan por su insubstancialidad.

Alicia Silva Rey (Quilmes, provincia de Buenos Aires, 1950). Escribe poesía y narrativa. (circa), Añosluz Editora, Buenos Aires, 2014; Partes del campo, Buenos Aires, Ediciones de la Eterna, Buenos Aires, 2016; Orillos, Barnacle Libros, Buenos Aires, 2016.



No hay comentarios.:

Publicar un comentario