viernes, abril 20, 2012

Jacobo Fijman / Dos poemas




Canción con algo de canción y soledad y yermo

Ay de la muerte en luz y las cosas dobladas
del árbol y los días.
Las manos tristes hablan desoladas:
y se van y se vienen las umbrías.
Anoche las majadas
se fueron a las rías.

Fontanero de nervios volvemos a la tarde
con las manos más puras y los sueños más lentos
en los nombres concéntricos del nombre en el alarde
donde el recuerdo vive los mágicos acentos.

Ay de la muerte en luz y las cosas dobladas
del árbol y los ríos.

7 de agosto de 1957



Romance de énfasis

Vamos bien por el sueño
cuanto más por la muerte.
Tantos años habemos
en sí mismos con otros.
En tal muerte de muerte
de encantorio o de sueño
en los flacos sentidos.

¿Para cuándo las torres
sobre todas las cosas?
A los nuestros amigos
que encaraman la gloria
suenen de ellas los nombres
con el nombre del sueño.

¿Para cuándo las torres
sobre todas las cosas?
A los nuestros amigos
suenen de ellas los nombres.
Menester es el sueño,
menester es la muerte.

14 de febrero de 1958

Jacobo Fijman (Uriff, Besarabia, 1898-Buenos Aires, 1970), Romance del vértigo perfecto, Editorial Descierto, Buenos Aires, 2012

Nota: Los poemas de este libro, que incluye copias facsimilares de los originales de Fijman, escritos em muchos casos con letra de imprenta sobre papel membretado del Ministerio de Salud, no parecen haber sido recopilados antes. Esta edición no da cuenta de la procedencia de los textos que contiene. En el prólogo, firmado por Roberto Cignoni, se señala: "Estas composiciones, como otras cada tanto encontradas de Fijman, dejan vislumbrar una cantidad indefinible de poemas, los que tal vez nunca se hallen y se libren a nuestra experiencia."

Ilustración: Paisaje Bunti, 1916, Xul Solar

1 comentario:

  1. "escritos em muchos casos con letra de imprenta sobre papel membretado del Ministerio de Salud". ¿No es esta frase en sí un triste y certero verso que sintetiza la vida de Fijman?
    Hermosos textos.

    Gustavo Sánchez

    ResponderEliminar