jueves, enero 02, 2014

Dane Zajc / Reposo













La llanura gris de piedra.
Y tus pasos.
Se hunden en la grisura
cono en un edredón ensordecedor.

Ta das vuelta:
tu sombra, cómica,
camina lejos, tras de ti.
Borracha sombra imbécil.

Dices la palabra:
los oídos invisibles del pedregal
persiguen el eco.

Pues sólo hay pedregal.
En las grietas del pedregal, la soledad.
En los rostros del pedregal, la indiferencia.

Te sientas en medio del cuadrado de piedra.
(Tu sombra persiste. Quieta.
La noche se aposenta en tu cabeza.)

Inclinas la cabeza en lo profundo del pecho.
Con una voz extraña, un hombre extraño comienza a hablar dentro de ti:
Lejos están las montañas azules de la paz.
No las alcanzas jamás.
(La noche rompe en tu cabeza sonoros vasos).

La grisura está inmóvil.
Se ha posado en las cabezas de las piedras
como una gran gata gris.
Ahora te acecha desde los ojos de las piedras.

Y te pones de pie y vas
por la ancha llanura.

Tus pasos son en ella la canción de la hormiga.

                                                               de Jezik iz zemlje [La lengua de la tierra], 1961

Dane Zajc (Zgorjna Javoršica, 1929- Ljubljana, 2005), Ceniza negra, traducción de Florencia Ferre, Pen Press, Nueva York, 2013

No hay comentarios.:

Publicar un comentario