domingo, septiembre 20, 2015

María Laura Decésare / Dos poemas










Empatía

Ella no entiende por qué
su alma llora por un hombre
al que ni siquiera conoce.
Busca esa mínima brisa
que ofrezca una inesperada
resurrección
ante la tumba sin nombre.


Sol de agosto

Quién puede decir
esto es bueno
y aquello no lo es
cuando un viento sur
de mirada clara
nos devuelve la fe.

María Laura Decésare (Rufino, Argentina, 1969), Somos lo que damos, Ediciones del Dock, Buenos Aires, 2015

No hay comentarios.:

Publicar un comentario